Diferencia nuda propiedad y propietario

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin
Compartir en email

La diferencia entre nuda propiedad y propietario es un concepto que debes tener muy claro si estás pensando en invertir en una vivienda a largo plazo. Se trata de una de las opciones más rentables, debido a los elevados costos del mercado inmobiliario.

¿Nuda propiedad o usufructo?

Si todavía no estás familiarizado con el concepto de nuda propiedad te contamos que se trata de un título jurídico que confiere el poder sobre la propiedad de un bien inmueble; este acto convierte a quien lo posee en su legítimo dueño. La diferencia entre nuda propiedad y propietario, radica en que la nuda propiedad no cuenta con los derechos que la propiedad (propietario pleno) puede traer aparejados; estos derechos son el uso y disfrute sobre el bien inmueble (usufructo).

diferencia nuda propiedad y propietario plena

Cuando se quiere establecer la diferencia entre nuda propiedad y propietario pleno, no puede dejarse de lado el término usufructo, como ya adelantamos. El usufructo es el uso y disfrute del que goza una persona sobre una cosa; en este caso, un bien inmueble. El usufructo es una figura jurídica que confiere el derecho de habitar un inmueble o alquilarlo y beneficiarse de las rentas del mismo. La nuda propiedad, por el contrario, solo otorga un derecho sobre la estructura del inmueble; los derechos plenos sobre la propiedad pueden ejercerse una vez que el usufructuario abandone la vivienda permanentemente.

¿Puedes tener la nuda propiedad y no el usufructo? La respuesta es sí, y se trata de una modalidad en la que cada vez más personas invierten. Ocurre que puedes contar con la tenencia de un inmueble, pero no puedes disponer de él hasta que quien lo habite, se marche.

Invertir en nuda propiedad: un negocio rentable

Acceder a un inmueble en estos días resulta difícil para muchas personas, por eso cada vez es más habitual invertir en nuda propiedad. ¿En qué consiste esta inversión? Se trata de comprar un inmueble, ya construido (no valen cimientos ni terrenos) y habitado por inquilinos, a un precio reducido. El precio es bastante más bajo que un precio de mercado. ¿Para qué comprar una casa si no puedes habitarla al momento? Pues porque puedes sacar una prestación económica de dicha compra, siempre y cuando te comprometas a esperar un plazo determinado para poder hacerte con el usufructo de la vivienda.

El plazo a esperar puede ser fijo (usufructo temporal); este expirará en una fecha en concreto. También puede ser aleatorio y no contar con una fecha determinada, sino estar sujeto a condiciones imprevistas. A este se le llama renta vitalicia o usufructo vitalicio. Estas circunstancias no determinadas pueden ser por ejemplo, el abandono por parte del usufructuario, debido a que cambie su residencia, pero también puede ser la muerte de este.

Es cierto que podría parecer un negocio poco rentable, sin embargo, el nudo propietario recibe una cantidad líquida cuando hace la compraventa, aunque pierde la propiedad de su nueva casa; aunque esto ocurre, no pierde su derecho a vivir en ella de forma permanente cuando llegue el momento. Cuando sucede, desaparecen la nuda propiedad y el usufructo y aparece el pleno dominio. Es decir, sobre una misma persona recae la propiedad, el uso y disfrute del bien inmueble.

Diferencia entre nuda propiedad y propietario

Ahora que ya sabes qué es la nuda propiedad y qué es el usufructo o propiedad, te contamos cuáles son las diferencias entre estos dos conceptos:

  • El nudo propietario es el dueño del inmueble, pero no tiene el usufructo sobre él.
  • El usufructuario tiene el uso y disfrute, pero no tiene la propiedad del inmueble (aunque viva en él). Por ejemplo, un usufructuario puede entrar y salir libremente del inmueble, hacer reformas (bajo el consentimiento siempre del propietario), disfrutar de ciertos derechos, pero no puede venderla.
  • El nudo propietario no puede ejercer el uso y disfrute de la vivienda sino hasta la muerte del usufructuario.
  • El usufructuario puede disfrutar de la vivienda durante todo el tiempo que dure su derecho.
  • El nudo propietario no puede disponer de la propiedad y alquilarla, pero sí puede vender la nuda propiedad, a su vez, a una tercera persona.
  • El usufructuario puede alquilar la propiedad y puede vender el usufructo, pero no puede vender la propiedad, como ya hemos adelantado.
usufructo

Derechos y obligaciones del nudo propietario

Para ampliar la diferencia entre nuda propiedad y propietario, queremos contarte cuáles son las obligaciones y derechos de la propiedad desnuda, como también se conoce a la nuda propiedad. Aunque parezca que prácticamente no posee nada, el nudo propietario tiene una serie de derechos y obligaciones con respecto del bien inmueble.

El primero de estos derechos es la propiedad del bien inmueble, aunque no puede usarlo. También tiene la capacidad de vender la propiedad, siempre y cuando respete los derechos del usufructuario; así mismo, en calidad de dueño del bien puede hipotecarlo, realizar obras y mejoras en la finca, pero sin perjudicar al usufructuario. De acuerdo con el artículo 522 del Código Civil, también tiene derecho a la restitución del usufructo, es decir, a que este se disuelva y adquirir el pleno dominio sobre el inmueble.

Ahora bien, dentro de sus obligaciones se encuentran el hacer reparaciones extraordinarias, siempre que el usufructuario le comunique en caso de emergencias. También deberá respectar el usufructo y no puede alterarlo ni en forma ni en sustancia, ni realizar actos que perjudiquen a los inquilinos. Será el nudo propietario quien deba pagar los impuestos y demás contribuciones que recaigan sobre el bien usufructuado; no así, el IBI (este lo paga el usufructuario).

En caso de hipotecar el bien, será el nudo propietario el que deba pagar las mensualidades correspondientes y responder al usufructuario en caso de embargo y/o venta del inmueble. Por último, el nudo propietario deberá pagar los gastos de comunidad.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Descubre nuestras últimas publicaciones.

× ¿Cómo puedo ayudarte?