¿Qué es el certificado de deuda cero y cómo obtenerlo?

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin
Compartir en email

El certificado de deuda cero es un documento que acredita que has terminado de pagar la hipoteca de tu propiedad, es decir, que ya no tienes un crédito hipotecario con el banco. Pero, ¿cómo obtener este documento y por qué es tan importante conseguirlo?

Todo lo que necesitas saber sobre el certificado de deuda cero

El certificado de deuda cero acredita que el propietario de una vivienda ha acabado de pagar la hipoteca del banco. Suele utilizarse y pedirse una vez que la deuda ha quedado liquidada y, en consecuencia, se pide la cancelación ante el Registro de la Propiedad.

Cuando por fin terminas de pagar la casa de tus sueños, después de décadas de pagos al banco y crees que ya estás libre de toda responsabilidad, debemos advertirte que queda un último paso que debes cumplir. Una vez que lo realices, podrás olvidarte por completo de tu institución financiera. Uno de los múltiples trámites burocráticos que tienes que seguir, antes de considerar una vivienda como tu propiedad, es solicitar el certificado de deuda cero.

Este certificado es un documento que expide el banco con el que tenías la hipoteca y sirve para acreditar que ya no tienes ninguna deuda con él. El certificado de deuda cero puedes pedirlo al banco una vez que se ha amortizado por completo el préstamo y es imprescindible presentarlo cuando deseas solicitar la cancelación de dicha hipoteca ante el Registro de la Propiedad. Así constará ante esta institución que verdaderamente eres el dueño de un inmueble.

Es importante destacar que también puedes solicitar una cancelación parcial de la hipoteca, es decir, cancelar solo una parte de dicha deuda. Para ello, deberá indicarse en el documento el porcentaje pagado de la deuda, así como la cantidad pendiente de pago. Sin embargo, este documento no permite su inscripción ante el Registro de la Propiedad; la cancelación oficial solo puede hacerse cuando ya hayas terminado de pagar la totalidad del crédito hipotecario.

¿Cómo tramitar el certificado de deuda cero?

Para tramitar el certificado de deuda cero deberás acercarte al banco con el que solicitaste el crédito hipotecario y pedir la cancelación de la deuda. Muchas de las entidades financieras suelen cobrar una tasa por la expedición de dicho certificado y las comisiones pueden variar dependiendo de la entidad. Sin embargo, ninguna de estas instituciones tiene la obligación de pedir un importe por la expedición de dicho documento; así lo estipula el Banco de España.

Pero, ¿es indispensable solicitar la tramitación del certificado de deuda cero? ¿Por qué es tan importante? En realidad se trata de un trámite burocrático y meramente formal, pero es aconsejable hacerlo para poder facilitar la realización de otras operaciones en el futuro, como pedir una segunda hipoteca o las transmisiones patrimoniales (donaciones, sucesiones y compraventas). Es decir, es requisito imprescindible presentar un certificado de deuda cero si lo que quieres es vender, heredar, donar, etc., una propiedad. Esto es necesario porque deberás comprobar que el inmueble es verdaderamente tuyo.

Pero tramitar el certificado de deuda cero ante el banco no es el final del proceso hipotecario. Una vez que tengas dicho documento, deberás llevarlo ante el notario y acompañarlo de la cancelación de la hipoteca. Es precisamente el notario el que se encarga de firmar la misma.

Debemos decirte que este trámite puedes hacerlo tú mismo, pero también puede hacerlo la institución financiera con quien tuvieras la hipoteca. Para que el banco pueda realizar este trámite, necesitarás autorizar tu consentimiento por escrito y, además, deberás firmarlo. Para estos trámites, el banco puede cobrar una comisión.

¿Quién puede tramitar el certificado?

El certificado de deuda cero puede tramitarlo el deudor hipotecario que es quien ha realizado el pago del crédito. Pero, ¿qué ocurre cuando sobre una misma propiedad existen varios deudores? En estos casos, la solicitud del certificado puede hacerlo el deudor que haya terminado de pagar la parte de su pago. Cuando existen deudores solidarios, la cancelación de la hipoteca deberán realizarla todos los deudores hipotecarios; cualquiera de ellos puede pedir al banco la cancelación de la hipoteca.

También puede ocurrir que exista una misma hipoteca sobre varios inmuebles (parcelas o terrenos); ante esta situación, no es posible registrar la cancelación de la hipoteca sobre un único inmueble, sino que es necesario cubrir el importe total de la hipoteca, es decir, sobre todos los inmuebles sobre los que se ha concedido el crédito. Es entonces cuando se puede solicitar el certificado y realizar la inscripción ante el Registro de la Propiedad.

¿Qué pasa una vez que ya has obtenido el documento?

Cuando ya tienes el certificado de deuda cero deberás de solicitar y cumplimentar, ante la delegación de la Comunidad Autónoma donde se encuentre el inmueble, el documento de Actos Jurídicos Documentados (IAJD). Se trata de un paso obligatorio que está exento de pago y que puedes realizar tú mismo.

Posteriormente, tendrás que acudir al Registro de la Propiedad con el certificado de deuda cero, la escritura de la propiedad y la copia del impuesto. Es en este momento cuando harás efectiva la cancelación de la deuda hipotecaria. Los impuestos o aranceles registrales que deberás pagar por esta cancelación varían en función del valor de la hipoteca.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Descubre nuestras últimas publicaciones.

× ¿Cómo puedo ayudarte?